Archivo de la etiqueta: ERE

Parados y ‘colocados’

A la campaña del 25-M sólo le queda la traca final y, por mucha pólvora que empleen los líderes en estos dos días, el relato de estas semanas quedará marcado por dos asuntos: la crisis económica y el escándalo de los EREs. Simplificando, parados y ‘colocados’, habida cuenta de la ramificación cocainómana del escándalo.

Aunque los líderes y sus caravanas recorren Andalucía, la campaña se está jugando en un terreno que no pisan. Uno de ellos es, sin duda, la puerta de los juzgados de Sevilla. El ingreso en prisión del ex director de Trabajo, primero, y de su conductor, después, tiene tal potencia informativa que neutraliza el impacto de cualquier propuesta cocinada por los partidos. Y es que el escándalo de los EREs, que desde hace meses acapara portadas, ha adquirido una textura aún más repugnante con el detalle de los cinco gramos de coca que supuestamente consumían el ex director general y su conductor con cargo al erario público. 25.000 euros al mes. Las fotos de los furgones policiales esperando de madrugada para llevarlos a la cárcel hicieron el resto.

No hay sonrisa ni ceja electoral que pueda con eso, sobre todo si la noticia se encadena con la condena al ex presidente balear Jaume Matas o la música de fondo de la declaración del ex alcalde de Marbella Julián Muñoz. ¡Qué difícil lo tienen los candidatos para inflar el ánimo electoral cuando cala la sensación de corrupción generalizada!

El otro gran espacio de juego es el de la gestión de la crisis, a pesar de que las reuniones de los consejos de ministros han dejado de hornear malas noticias desde que arrancó la campaña y que los Presupuestos Generales del Estado están guardados hasta días después de las elecciones. Esta circunstancia deja algunos de los argumentos del PSOE contra el PP y Mariano Rajoy en el terreno de las especulaciones porque la reforma laboral ya está sobre la mesa pero la subida de impuestos, la implantación del copago o cualquier medida que se pase por la cabeza de los populares, sin Presupuestos sobre la mesa, ha engrosado la lista de amenazas que Javier Arenas encuadra en el capítulo de la estrategia del miedo.

Eso sí, como la crisis justifica y tamiza casi todo, el líder de los populares se escuda también en el desconocimiento del “estado real” de las cuentas andaluzas para evitar decir de dónde recortará si, como parece, se ve obligado a hacerlo. Por cierto, que lo que empezaron siendo “recortes” cuando gobernaba Zapatero pasaron a ser “ajustes” con el ascenso de Rajoy y se han quedado en “reformas” en la campaña de Arenas. Es como la evolución a regañadientes que hizo el PSOE en su día desde la “desaceleración” a la “crisis”, pero en dirección contraria.

A la espera de que los líderes nacionales vengan mañana a echar el cierre, hoy sí podemos concluir ya que la tormenta del caso de los EREs y la incertidumbre de los datos de la crisis han facilitado el objetivo del PP de dejar casi todo en el aire en esta campaña, en la que las promesas electorales forman imágenes un tanto nebulosas que, pasados los comicios, pueden ser interpretados como un cheque en blanco en muchas materias. Con el escaso nivel de discusión que ha habido sobre los programas, lo que se le está pidiendo a los votantes es que confíen en unas personalidades o en otras y en el modo en que éstas puedan afrontar los retos que puedan presentarse, en tiempos en los que la realidad que se mueve muy deprisa. La práctica de los contrato-programas ya pasó.

¿Ha habido propuestas de campaña? Ninguna nueva. Son las mismas que las de la precampaña y de los meses anteriores, salvo aquellas concreciones puntuales a las que los candidatos han llegado casi a la fuerza, casi siempre en respuesta a preguntas periodísticas y adaptando su discurso a la demanda del electorado. Es lo que ha pasado con el PER: el  otrora  perverso instrumento de fijación del voto cautivo del PSOE en la Andalucía rural ha sido defendido como necesario por Javier Arenas. Ya lo dicen los expertos: la decisión del voto depende de las percepciones que se tengan sobre lo que está en juego en cada caso y que éstas cambian en función de cada convocatoria. Si hay que desdecirse de algo que ensombrece el panorama, hay que hacerlo ya, que a las ocho de la tarde del domingo se cierran las urnas.

1 comentario

Archivado bajo 25M